Irati Sánchez de Arévalo, cooperante en Jutiapa, 2

Cuántas cosas se han callado en el nombre de la paz

Oraindik ez naiz ohitu kaletik ibili eta kristal blindatuak dituzten autoetatik irtetzen diren bozina hotsetara. Oraindik ez naiz ohitu kaletik gizonek “hermosa”, “bella” eta horrelakoak esatera. Oraindik ez naiz ohitu 15 urteko emakumeak haurdun ikustera. Oraindik ez naiz ohitu emakumea haurdun utzi eta alde egiten duten gizonak topatzera. Oraindik ez naiz ohitu homosexuala izatea ia delitua den herri batean bizitzera Bai, hau guztia eta askoz gehiago gertatzen da hemen, eta gustatu ala ez nahigabe nire kulturarekin eta pentsamenduekin konparatzen dut. Euskal Herrian berdintasunik ez dagoela argi badugu, ez dakit hemengo hau nola definitu. Hasieran, hasarratu egiten zara gizonek kaletik lasai ibiltzen uzten ez dizutenean. Hasarratu egiten zara nahi bezela jantzi ezin duzunean. Haserretu egiten zara emakumeak umeak izateko makina bat gisa tratatzen dituztenean. Haserretu egiten zara salatu gabeko eraso ugari daudela ikustean. Baina, zertarako balio du haserretzeak? Haserretzeak ez du ezertarako ere balio. Gainean dituzun zure munduko betaurrekoak kentzen dituzunean ohartzen zara, badaudela emakume iraultzaileak, badaudela euren egoeraz kontziente izan eta hori partekatzen duten emakumeak eta badaudela euren egoeraz hitz egin eta emakumeari behar duten espazioa emateko antolatzen diren emakumeak. Izugarrizko sare polita dago hemen eta izugarria da hau ikustea. Izugarria da txikia nintzela bortxatu ninduten esaten duten emakumeak entzutea. Izugarria da euren senar edo gizonek abandonatu eta euren seme alabak aurrera atera dituzten emakumeak topatzea. Asko dago egiteko, baina bide onetik goazela ematen du. Azken finean, konturatzen zara ni eta hemengo emakumeak ahizpak garela eta denok bilatzen dugula berdina: errespetua, berdintasuna eta askatasuna. Orduan konturatzen zara egiten ari zarenak zentzu bat duela eta haserretzeak ez duela ezertarako balio.

Gora emakumeak!

Todavía no me he acostumbrado a los bocinazos de los coches con los cristales blindados. Todavía no me he acostumbrado que los hombres me griten “hermosa” o “bella” por la calle. Todavía no me he acostumbrado a ver a niñas de 15 años embarazadas. Todavía no me he acostumbrado a ver que los hombres abandonan sin razón a sus esposas embarazadas. Todavía no me acostumbrado a entender que ser homosexual en un país así sea casi ilegal. Sí. Todo esto y más ocurre en Honduras, y aunque quiera no puedo evitar compararlo con mi cultura y pensamientos. Si en el País Vasco no hay igualdad de género, imaginaos aquí. Al principio, te enfadas cuando no te dejan caminar por la calle con tranquilidad. Te enfadas cuando no puedes vestir como quieres. Te enfadas cuando ves que la mujer no es más que una simple máquina de reproducción. Te enfadas cuando ves que hay miles y miles de abusos sin condenar ni denunciar. ¿Pero vale la pena enfadarse? No, enfadarse no vale nada. Todo cambia cuando te quitas esas gafas que traes y empiezas a ver que hay mujeres revolucionarias, las cuales son conscientes de su situación y la comparten. Entonces te das cuenta de la gran red de mujeres organizadas que hay para condenar todas estas injusticias que ven es su país. Hay una red preciosa. Es precioso ver mujeres hablando de cómo fueron violadas y cómo lo superaron. Es precioso ver mujeres que salieron adelante con un montón de hijos porque sus maridos, esposo o lo que fuere, las abandonaron. Todavía hay mucho que aprender, pero vamos por buen camino. Al final, te das cuenta que tú no eres tan diferente a las mujeres hondureñas y que todas buscamos lo mismo: igualdad, respeto y libertad. Y entonces te das cuenta de que todo lo que aquí haces tiene sentido.

¡Viva las mujeres!

Irati Sánchez de Arévalo, Juventud Cooperante Vasca – SERSO San Viator
Esta entrada fue publicada en Jutiapa (Honduras), SERSO Honduras, SERSO San Viator y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.